Bombero recogiendo cascotes caídos del desprendimiento del alero

Herida una vecina de Santutxu por el desprendimiento de un alero

Maite se llevó el susto de su vida. Le cayó encima un trozo de alero del número 5 de la calle Juan de la Cosa. Desde un principio se comprobó que las lesiones no revestían gravedad, pero los sanitarios decidieron trasladar a la mujer, de más de 60 años, al hospital de Basurto. Allí se la realizó un chequeo y fue dada de alta horas más tarde. Todos apuntaban a la antigüedad de un edificio de cinco alturas construido en 1958 y sin rehabilitar. El presidente de la comunidad, José María Chamizo, salía al paso de estos comentarios: "Ya ha pasado la Inspección Técnica de Edificios (ITE) e incluso tenemos un proyecto para poner fachadas ventiladas, pero llevamos año y medio peleando con el Ayuntamiento para que nos deje actuar". ¿Cuál es el problema? "Nos dice que no podemos hacer nada si no lo acordamos antes con el portal del lado porque compartimos el frontal. Tenemos hasta el dinero, cerca de 200.000 euros, pero la otra comunidad se escuda en la falta de recursos para negarse y apostar por una solución más barata, que para nosotros no es la adecuada". La administradora de fincas que gestiona el número 3 de Juan de la Cosa confirmaba ayer que los vecinos «no se niegan a que la comunidad vecina arregle su fachada, pero efectivamente carecen de ahorros para afrontar la inversión que se quiere». El Ayuntamiento de Bilbao confirma que la falta de acuerdo entre los dos portales del edificio impide desde hace un año acometer las obras de reforma. Respecto al estado del inmueble, las mismas fuentes remarcaron que la inspección técnica concluyó que el edificio no presenta ningún riesgo inminente y que por eso no se habían tomado medidas de seguridad en las aceras.

Extracto de artículo publicado en el periódico el CORREO publicado por José Domínguez

Volver a noticias

Noticias relacionadas con el sector de la rehabilitación