Rehabilitación de fachada y patio con SATE

En esta obra de la calle Gordoniz de Bilbao, la Comunidad de Propietarios se encuentra con que a lo largo de los años se han ido haciendo pequeñas reparaciones en cubierta, patios y fachadas, pero no han sido suficientes para impedir su degradación, hasta el punto de sufrir desprendimientos del revestimiento en fachadas y patios, humedades y condensaciones en el interior de las viviendas y filtraciones por el tejado. Se realiza un estudio completo de las necesidades del Edificio y se plantea una rehabilitación con criterio de ahorro energético, por lo que será necesario aislar la cubierta-tejado y las fachadas principales y patios mediante un sistema SATE.

Los patios son una parte importante a tener en cuenta a la hora de rehabilitar el Edificio ya que quizá al no estar tan visibles, se acaban descuidando más que las fachadas principales. En los patios se suelen concentrar la mayor parte de instalaciones que influyen en el Edificio, Instalaciones eléctricas, de tfno, de TV, de gas, bajantes de aguas pluviales del tejado, bajantes de fecales de los cuartos de baño, es importante ordenar las instalaciones existentes mejorando su estado actual. Los suelos del patio, deben ser impermeabilizados correctamente para dejar de producir filtraciones de agua en los locales comerciales.

Planificando la rehabilitación del Edificio, desde la fase inicial, durante el estudio y elaboración del Proyecto de Arquitecto se pueden prever muchos de los inconvenientes que suelen surgir en las obras que no han sido planificadas correctamente. Respetar las medidas de seguridad individuales (operarios) y las medidas de seguridad colectivas (vecinos y viandantes) convierten la obra en una zona segura. Donde todos los integrantes de La Comunidad de Propietarios y demás agentes que intervienen en la obra podrán hacer vida normal en el Edificio. Sin riesgos. Trabajar codo a codo con La Comunidad de Propietarios (valorando las necesidades de cada Propietario de vivienda o local comercial) consigue que la obra se ejecute con ilusión por parte de los propietarios, participando en sus decisiones y elecciones de los materiales, de sus acabados y de la estética final. Todo ello disponiendo de un seguro Todo Riesgo a la Construcción para cada Obra específica, que facilita mucho los posibles inconvenientes que puedan surgir a los distintos agentes que intervienen en el proceso de una obra y sobre todo al Promotor de la obra (Comunidad de propietarios).

Volver al blog

Más obras realizadas con Sistema SATE